sábado, 3 de mayo de 2008

¿ERA TAN VALIENTE JUAN SIN MIEDO?


Hace unos días hablaba con un amigo sobre las personas que son fuertes, naturalmente hablábamos de fortaleza de espíritu y no de fortaleza muscular. A lo largo de éstos días he reflexionado mucho sobre esta cuestión y me he acordado de este tradicional cuento de los Hermanos Grimm, Juan Sin Miedo. A través de él, supuestamente se nos enseña la figura de un joven tan valiente,tan valiente que no se asusta por nada.

Sin embargo, yo siempre he pensado que el realmente valiente es aquel que siente miedo y a pesar de ello sigue hacia adelante, no deja que el pánico le venza. De igual manera, creo que el fuerte no es aquél que no siente dolor, sino que sintiéndolo, es capaz de aguantarlo y finalmente superarlo.

Al fin y al cabo, aquél que no experimenta el miedo o el dolor sería en realidad un insensato, desde mi punto de vista, porque todos tarde o temprano lo sentimos en algunos momentos de nuestra vida. Podríamos decir aquello de que a veces la ignorancia es muy atrevida y por eso quizás haya personas insensibles a esas lacras humanas. Afrontarlas como un guerrero medieval o hundirnos con ellos es lo que marca la diferencia.

5 tus aportaciones:

HADEX dijo...

De todas maneras creo que existe siempre un proceso, es decir , no creo que nadie sea fuerte de espíritu por naturaleza. Y algunas personas superan ese proceso y acaban venciendo al pánico.
Mi particular prueba de fuego fue la enfermedad y muerte de mi padre por un cáncer en un tiempo récord. En mi caso, todo se vino abajo durante unas semanas. Y me costó mucho, muchísimo superarlo (si es que lo he hecho ya). Supongo que al final conseguí ser valiente y no dejé que me venciera la desesperación y el miedo.
Nuestra médico de cabecera nos ofreció tranquilizantes a todos. No aceptamos, pero creo que ahí está uno de los grandes problemas de nuestros días....la gente en vez de enfrentarse a las adversidades se "apastilla".
Yo creo que, salvo contadas excepciones, el ser humano es capaz de superar el miedo, de enfrentarse a él y de ser valiente. De superar el proceso. Quiero creerlo así.
Bicos.

Pampanitos Verdes dijo...

Yo creo que cada caso es un mundo, y no se es menos persona por el hecho de no poder o no saber afrontar un miedo y hundirse.
A mí a veces me encantaría ser un poquitín más ignorante y atrevida para deshacerme de un montón de miedos, dolores y demonios que de vez en cuando hacen de las suyas y me complican la vida.
xxx

Verónica dijo...

Realmente el miedo es la falta de seguridad que tenemos en nosotros mismos, y la necesidad de anticiparnos a las consecuencias. Mas que de anticiparnos, la'necesidad' que tenemos de estar continuamente pensando en el futuro, en lo que pasará, lo que dejará de pasar...
Mi filosofía, al menos la que suelo poner en práctica, es vivir el día a día. Tanto en el pasado, que ya pasó, como en el futuro, no podemos hacer nada. Lo que tenemos, en lo que podemos actuar y decidir, es en el presente.

Un beso para todos, y mas para tí, Javi por los buenos ratos

PDT. También te vi en la tv!! Genial!

Juanjo Rengel dijo...

Me gusta el texto. Y me gusta recordar que mi padre me contaba los cuentos de JUAN SIN MIEDO de pequeño y yo me imaginaba que era yo por eso del mismo nombre jaja

Un abrazo!

giorgisxristodoulou dijo...

sobrellevar,sobrellevar,sobrellevar...toda la vida pasa asi :)
Un beso,Javi